¿Quieres vender tu casa, pero tienes un inquilino?

A veces surgen dudas de si podemos vender nuestro inmueble mientras un inquilino está disfrutando de su contrato de alquiler en él. No sabemos cómo afrontar la situación y nos encontramos perdidos. En Inmobiliaria Grimanga tenemos la solución. Cuenta con nosotros y te asesoraremos.

Sí se puede vender un inmueble con un inquilino dentro, pero debemos esperar a que éste finalice su contrato. No podemos echarle aunque la propiedad cambie de dueño. El arrendador tiene derechos como permanecer en la vivienda hasta que venza el contrato. No se le puede echar. Además, el inquilino tiene preferencias para ser el nuevo comprador si lo deseara. Hablamos del ‘derecho de tanteo’. Al tener la oportunidad por ley de que pueda adquirirla en primer lugar frente al posible comprador, el  arrendatario está obligado a comunicar a quien habita en su casa la venta del inmueble. Tendrá derecho a comprarla siempre y cuando abone el precio que el otro comprador estaba dispuesto a pagar.

El propietario tendrá que comunicar al inquilino lo siguiente:

  • la decisión de vender
  • el precio en relación al mercado
  • la fecha prevista
  • y las demás condiciones esenciales de la transmisión (pago, plazos, cargas previas, garantías gravámenes, etc.).

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *